Noticias SER
Logo SER

La dictadura sigue aquí

Enviado el 05/04/2017

¿Hemos fracasado? No. Pareciera, pero no. Hace exactamente un año, en Lima y en diversas partes del país miles de ciudadanos y ciudadanas se volcaron a las calles para decir, claramente, que el fujimorismo no debía regresar al poder. Keiko Fujimori, vanamente pintó hace un año de supuesto mea culpa sobre el golpe de estado, las graves violaciones a los derechos humanos, la mega corrupción, la intromisión a las instituciones del sistema de justicia, para alcanzar como sea el sillón presidencial en su segundo intento. No lo logró, y ese fue un logro innegable de la memoria y los principios democráticos que persisten en nuestro pueblo.

Pero, no significó el no regreso de la dictadura. Más aun, con los originarios 73 congresistas que el actual sistema electoral les hizo ganar el Parlamento. Taras históricas aportaron a ello: desinformación, ausencia de los partidos políticos en zonas donde el fujimorismo en la dictadura llegó no necesariamente a sembrar trabajo sino dádivas, pobreza, individualismo, división, cultura autoritaria, ocultamiento de información sobre denuncias de los aportantes del fujimorismo, entre otros. A esa presencia de los 73 en la formalidad del Congreso, hay que sumarle la poderosa red de amistades y aportantes que, peligrosamente, tienen más razones para ser investigados y criticados que favorecidos con el poder.

Esa situación, nos lleva a otra dictadura, distinta al del golpe del 5 de abril, pero que se alimenta de ella y hace más peligrosos sus efectos. No vemos en Lima tanques que cierran el Congreso, ni los medios de comunicación, ni secuestros de empresarios y periodistas de investigación, ni la creación de comisiones ejecutivas para que gobiernen en el sistema de justicia. No, eso es demasiado “obvio”.

La “nueva dictadura” está expresada en el afianzamiento de la imposición de los votos congresales que recortan derechos de las minorías y que no duda en traer el fantasma del desgobierno formal, en el impulso de corrientes de opinión autoritarias y discriminadoras, en el aprovechamiento con fines políticos de la desgracia de la gente (una forma de hacer política de la que muchos otros han aprendido), en la impunidad para personajes que deben ser investigados. Una dictadura que es una locura: porque mientras conocemos lo que pasó y lo que defienden de los noventas, vemos en el poder a esos actores del “pasado” que hacen gala de un manejo de las formas legales para hacer lo que quieran en un revestimiento de incompleta legalidad. De yapa: los procesos del pasado aún no culminan, las heridas de las víctimas producidas por las graves violaciones a los derechos humanos siguen abiertas, aún hay deudas que saldar por la salud de nuestra sociedad, pero en su lugar se promueven mentiras y arreglos a la memoria en los discursos de quienes defienden el ayer.

Y así, la dictadura sin golpe de Estado, pero con sus efectos y nuevas formas, sigue aquí. Más poderosa, porque se sigue revistiendo de legalidad en “democracia”. Pensar y actuar con lo ya aprendido es la tarea que ahora tenemos que seguir con más fuerza. Las enseñanzas del 5 de abril están -no las perdamos de vista- para que el retorno a la democracia del año 2000 no sea una victoria pírrica.

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Escriba los caracteres que se muestran en la imagen.
Comentario Destacado
El tratamiento de los conflictos en el mundo se ha convertido en una especialidad más que necesaria pues ante la represión policial o militar mecánica hemos visto que la espiral de violencia no ha hecho más que aumentar. Por eso es que el diálogo es la única herramienta frente a las crisis. En el Perú y dependiendo de los sectores la Supervisión tiene un rol preponderante en la prevención de conflictos. Me explico, de los 204 conflictos declarados por la Defensoria 112 son ... Leer más >>
El Video de la semana
Haykapikaman Suyasun Programa Radial (Huanta)
Enlaces
texto