Noticias SER
Logo SER

Ecuador, después de la tormenta

Enviado el 05/04/2017

El domingo 2 de abril se celebró en Ecuador la segunda vuelta electoral entre Guillermo Lasso, candidato del Movimiento Creando Oportunidades – CREO, y Lenín Moreno, candidato de Alianza País.  Aunque ha sido un período corto entre la primera y la segunda vuelta, ha bastado para profundizar las brechas entre la ciudadanía ecuatoriana que optaba por uno u otro candidato. Este tiempo se ha caracterizado por la carencia de argumentos, el escaso debate y la confrontación vacía, llena de epítetos entre partidarios. Las redes sociales fueron el escenario privilegiado de la confrontación, que siguió como en la primera vuelta entre señalamientos de burros y borregos, animales nobles que se volvieron lo peor de las especies de animales para unos y otros.

Las votaciones se desarrollaron con toda normalidad siendo una verdadera fiesta electoral, como se acostumbra decir en relación a estos procesos. Fue cuando se cerraron las votaciones que empezaron las tensiones. La encuestadora CEDATOS, a quien ya se había acusado de favorecer a Lasso, emitió sus resultados a boca de urna, dándolo como ganador con el 53,02% del padrón electoral, mientras a Moreno le adjudicó el 46,98%. El líder de CREO inmediatamente apareció con gran euforia agradeciendo los votos y mostrando su felicidad por el triunfo, sin mencionar siquiera que, al tratarse de una encuesta a boca de urna y de una sola fuente, se debía esperar los resultados oficiales, que se darían a las ocho de la noche. “Yo quiero agradecer a todos los movimientos políticos y sus dirigentes que han apoyado esta candidatura de la unidad, comienzo por agradecer al colectivo Compromiso Ecuador, que como siempre del lado de la unidad, de al lado de la democracia, de la libertad, yo quiero agradecer al movimiento Unidad Popular, yo quiero agradecer a sus líderes”, dijo.[1] Supuestamente también el boca de urna realizado por  Informe Confidencial habría dado como ganador a Lasso, aunque posteriormente el dueño ha negado que haya realizado dicha encuesta.[2]

Un par de horas después, y antes de que el CNE anuncie los resultados oficiales, apareció Lenín Moreno diciendo también que era el ganador, haciendo un llamado a la unidad del pueblo ecuatoriano y declarando que: “Los datos están claros, son los datos que tenemos nosotros, completamente confiables, tenemos una ventaja muy, muy considerable, de todas formas, siempre hemos manifestado ser extremadamente respetuosos con las instituciones. Así lo hicimos después del 19 de febrero”.[3]

Así, por obra y gracia de un conteo a boca de urna y de datos no oficiales, durante unos minutos tuvimos dos presidentes proclamados por ellos mismos. Un poco después de las 8 de la noche, el CNE emitió la información oficial que daba por ganador a Lenín Moreno. Se empezó desde la oposición inmediatamente a hablar de fraude, de robos de voto, e incluso se corrió el rumor de que seguramente Assange estaría interviniendo para no perder la protección del Ecuador, que lo mantiene en su embajada en Londres, y evitar, decían, que el candidato opositor cumpliera su promesa de quitarle el asilo político.

Inmediatamente, miles de partidarios de Alianza País se movilizaron al local del partido, al tener ya la certeza de que habían triunfado. Moreno ensayó un discurso conciliador y llamó a quienes se fueron del proyecto de la Revolución Ciudadana a volver y a dialogar, llamó a las mujeres, llamó a los colectivos sociales, a los pueblos indígenas. “Atrás aquellas oscuras páginas del odio entre ecuatorianos, de la división entre ecuatorianos”[4], dice, enfatizando que en su gobierno atenderá preferentemente a los más pobres. La gente que lo escucha, envuelta en banderas verdes, color distintivo de Alianza País, aplaude y empiezan las notas de la canción “Venceremos” que tanto significado tiene para la izquierda latinoamericana.

En el otro lado de la cancha, Lasso llamó a sus partidarios a movilizarse, para defender su victoria, dice, como puede verse en el Twitter que escribió: “No permitiremos que se juegue con la voluntad popular. No somos tontos y tampoco lo es el pueblo ecuatoriano.” Para él y sus partidarios, era inadmisible su derrota, no lo podían creer y continuaban fuera del CNE con los gritos de “Fuera Correa, fuera”. Estas expresiones reflejan claramente el nivel de comprensión que tiene la oposición del liderazgo del presidente Correa, imagen tan fuerte que les impide entender que Lenín no es Correa y que fue él el candidato que ganó, que Correa deja la presidencia y se va.

En ese sentido, vale subrayar que si bien estas elecciones para Lenín Moreno han significado un endose de votos de Correa, que termina su mandato con alta aceptación y que, vale señalar, ha mantenido la estabilidad y la gobernabilidad en el país, también le ha limitado la posibilidad de armarse un perfil más fuerte. Solo en la segunda vuelta, su presencia ha logrado destacarse, sin que logre por supuesto deshacerse del fantasma de Correa, pese a ser un hombre que se ha caracterizado por enfrentar la adversidad y por tener una posición siempre abierta al diálogo.

En ese sentido, Moreno tiene una pesada mochila que cargar, pues lamentablemente, para un sector de la población, solo cuentan los múltiples pasivos del presidente saliente y no los activos con los que deja al país. Entre otros pasivos, podemos mencionar las acusaciones de corrupción que, igual que en el Perú, han surgido por las contrataciones de Odebrecht.  Está también el enfrentamiento permanente de Correa con los colectivos feministas que ha dejado serias huellas, que solo un cambio en las políticas en relación a los derechos de las mujeres y un cambio total de la actitud confrontacional, insultante e impositiva de sus ideas que ha tenido Correa logrará que se empiecen a restituir los lazos de confianza y respeto. Va a ser bastante difícil que se olviden expresiones como:

 

“Yo no sé si la equidad de género mejora la democracia, lo que sí es seguro es que ha mejorado la farra  [la fiesta] impresionantemente (…)” 

“Ciertas feministas fundamentalistas proponen igualdad toda… yo no puedo dar de lactar pues” 

“Agendas abortistas [respecto a despenalizar en caso de violación], matrimonio gay, feminismo extremo esos no son los valores del pueblo ecuatoriano”.[5]

Estas son todas expresiones de Rafael Correa en diferentes momentos, que terminaron con la paciencia de las mujeres que vienen luchando contra el machismo y por sus derechos y que a muchas de ellas las llevó a optar por la opción de derecha, con la esperanza de que se den cambios a favor de las mujeres, cuestión que particularmente dudo que se hubieran producido.

Por ahora, pese a la insistencia de fraude del candidato opositor Juan Pablo Pozo, presidente del Consejo Nacional Electoral de Ecuador, anunció el martes los resultados oficiales e irreversibles de las elecciones presidenciales y diferentes países han reconocido el triunfo de Lenín Moreno. Uno de los primeros en saludar fue el presidente del Perú Pedro Pablo Kuczynski, que en su cuenta de Twitter dijo: “He llamado al Lic. Lenín Moreno para felicitarlo y ofrecerle toda nuestra colaboración como países hermanos que somos”. La misión de observadores de la OEA, dirigida por el ex presidente Leonel Fernández, también ha dicho que la Misión avala los resultados entregados por el Consejo Nacional Electoral y ha mencionado que ha habido total normalidad en las elecciones. No parece que los reclamos de Guillermo Lasso, exigiendo un conteo papeleta por papeleta, tendrán algún efecto, pues no ofrece ninguna prueba de fraude.

Toca esperar que el nuevo presidente gobierne para todos los ecuatorianos y ecuatorianas y que Ecuador siga siendo un pilar de la integración regional, un país en el que sea posible seguir viviendo con dignidad y que nunca más miles y miles de ecuatorianas y ecuatorianos tengan que emigrar porque su propio país no les ofrece ninguna alternativa. Mantenemos la esperanza de que el nuevo presidente, que no es Correa, vale recalcarlo, dé los pasos necesarios para realizar los cambios que el país necesita, para las mujeres, para los pueblos indígenas, para toda la ciudadanía ecuatoriana, restableciendo la confianza con los diferentes colectivos y convenciendo a quienes no votaron por él, que es realmente el presidente de todos y todas.  Esa es la única posibilidad para que el país se encamine hacia el Buen Vivir como alternativa al depredador modelo de desarrollo que tenemos aún, potenciando “el bienestar colectivo y la vida digna en armonía con la biodiversidad y los recursos naturales”, como dice el programa de Alianza País.




[1]
                           “Lasso se dio como ganador tras sondeos a boca de urna”, Metro RD, 2 de abril del 2017. https://www.metrord.do/do/mundo/2017/04/02/lasso-se-dio-ganador-sondeos-...

[2]                           Ryan Dube, “Ecuador Presidential Vote Fair, Says Election Observer”, The Wall Street journal, 3 de abril del 2017. https://www.wsj.com/articles/leftist-lenin-moreno-claims-victory-in-tigh...

[3]                           “Lasso y Moreno festejan en base a resultados de sondeos contradictorios”, Terra, 2 de abril del 2017. https://noticias.terra.com/mundo/lasso-y-moreno-festejan-en-base-a-resul...

[4]                           “Moreno y Lasso se adjudican triunfo con sondeos a boca de urna en Ecuador”, América Noticias, 2 de abril del 2017. http://www.americatv.com.pe/noticias/internacionales/ecuador-escoge-hoy-...

[5]                           Silvia Buendia y Karla Calapaqui Tapia,  Rafael Correa, 9 años de violencia contra las mujeres, malcriadas.org, marzo del 2016. https://malcriadasdotorg.files.wordpress.com/2016/03/9anios_-violencia.pdf

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Escriba los caracteres que se muestran en la imagen.
Comentario Destacado
En el trato cotidiano y familiar se construye una narrativa y una experiencia, del ejercicio de los roles de género. Vivencias llenas de contradicciones y malestares. Creo que necesitamos cambios domésticos para construir cambios culturales, donde no solo cambiemos la letra de lo que decimos, sino también la melodía afectiva con la que nos acercamos a los demás y a nuestras necesidades, que creo que eso facilitaría que transitemos distintos ritmos en la convivencia entre géneros. Leer más >>
El Video de la semana
Haykapikaman Suyasun Programa Radial (Huanta)
Enlaces
texto