Noticias SER
Logo SER

Octubre asháninka

Enviado el 23/10/2013

Vera Lucía Burranca

En un reciente artículo en la revista “Ideele” [1] , Oscar Espinosa afirma: “Para los asháninka la guerra no ha terminado. Y lo que es peor, no terminará en la medida en que sigan existiendo amenazas sobre sus territorios, sus recursos y sus vidas”. Estoy de acuerdo con esta afirmación.

La participación como fórmula

Es importante reflexionar en las razones de esa  violencia cuando, al mismo tiempo, todos parecen estar de acuerdo a nivel discursivo en las bondades de la interculturalidad y la participación. 

La discriminación y el racismo son un fuerte lastre que se reproduce desde las instituciones estatales, que es objetivada en sus trámites burocráticos que no están adaptados culturalmente, en la falta de empatía de los funcionarios -como los que acudieron al Congreso Extemporáneo de la Central Asháninka del Río Ene (CARE)-, en la superficialidad con que practican la participación como si se tratase de un regalo, una dádiva o sólo un requisito inútil por cumplir.

También vale la pena pensar en que estas prácticas culturales desde el Estado, se engarzan muy bien con ideas sobre el progreso que asumen como un costo o una pérdida el reconocimiento de derechos de las poblaciones. El ideal sería contar con una frontera y un territorio vacío para la explotación o en este caso, la erradicación. Pero no está vacío.

El Estado debe de tener en cuenta que la zonificación del VRAEM implica reconocer cuestiones geográficas y la presencia de comunidades nativas que deben ser tomadas en cuenta para el diseño y ejecución de sus políticas contra el narcotráfico.

Los actores que no se conocen

Llegué con la delegación de la CARE a Paveni luego de navegar diez horas desde Puerto Ocopa por el río Ene, tomar un auto en Puerto Ene y cruzar el río en Unimox. Al emprender nuestro viaje hasta la comunidad quedamos sorprendidos con el buen estado de un tramo de la carretera; luego la pista se volvió trocha y cada vez se hacía más rocoso y complicado el camino sobre todo en el territorio que ya es parte de la jurisdicción del distrito de Río Tambo [2]  . Íbamos en camioneta hasta llegar al río Quempiri. No se podía cruzar sin la ayuda de maquinaria pesada. El alumbrado eléctrico había llegado a esta comunidad asháninka 2 días antes del congreso, pero esto a insistencia y demanda de los propios pobladores de la comunidad quienes solicitaron el servicio a la empresa de luz e indicaron que el evento era de suma importancia para ellos. 

El Congreso Extraordinario de la Central Asháninka  del Río Ene se llevó a cabo el pasado sábado 12 y domingo 13 de octubre. Este congreso surge por la necesidad de las comunidades de reunirse para establecer un diálogo con el Estado y las diferentes instituciones no gubernamentales que trabajan en el área donde ellos habitan.

A la reunión acudieron las autoridades y los Apus de las comunidades de Paveni, Alto Camonashari, Sherorato, Alto Camanta bishi, Camanta Bishi, Catongo Quempiri, Caperucía, Unión Quempiri, Boca Anapate, Potsoteni, Pichikía, Quiteni Kashingari, Yaviro Sati, Quimaro Pitari, Cutivireni,  Pamakiari, Unión Puerto Asháninka, Parijaro, Santarontsiato, Pamoreni y Chiquireni. También estuvieron presentes algunos representantes de las instituciones estatales de la reserva comunal Asháninka y del parque Otishi, CODEVRAEM, SERNAM, OSINFOR, Proyecto especial Pichis- Palcazu, UGEL Río Tambo, la municipalidad de Río Tambo y organizaciones no gubernamentales como el Centro Amazónico de Antropología y Aplicación Práctica (CAAAP) y la agencia de cooperación alemana GIZ. Una gama de actores diversos, que aparecen para nosotros como meras siglas o entidades aglomeradas en unas frases que nos dicen poco, pero que generan  una dinámica local que es fundamental para cualquier esfuerzo serio de generar políticas. 

Cumplir con la tarea. Superficialidad de los funcionarios

Las entidades estatales enfatizan el trabajo articulado con las comunidades. Sin embargo, al ver que cae la noche y que se va haciendo tarde para salir de Paveni, empiezan a insistir con apresurar su participación para poder retirarse. Las menos interesadas se retiraron sin hacer escuchar su propuesta y sin dejar que las demandas de los asistentes sean escuchadas. Otras quisieron hacer pasar su asistencia como un taller de capacitación. Parece que cualquier reunión en sus agendas de trabajo ordinario es más importante que escuchar a esta población. Las exigencias giraron en torno a la seguridad, infraestructura (agua, desagüe, energía eléctrica), educación y la protección frente a las invasiones de su territorio por parte de pobladores de la sierra.

La Comisión Multisectorial para la Pacificación y Desarrollo Económico Social de los Valles de los Ríos Apurímac, Ene y Mantaro de la PCM (CODEVRAEM), supuestamente cumple la función de fortalecer  y direccionar los proyectos del Estado en el VRAEM. Durante el congreso esta entidad basó su exposición en el pedido a las comunidades de realizar perfiles de sus proyectos y en mencionar un gran número de proyectos en los márgenes del río Ene y la provincia de Satipo, pero muy pocos de ellos son realizados en territorio de comunidades nativas. También mencionó los proyectos realizados como parte de las reparaciones económicas colectivas para las comunidades víctimas del conflicto armado interno. Una de las frases más recurrentes fue: “La secretaría técnica es muy aparte del gobierno local, no somos una unidad ejecutora pero sí tenemos la decisión política, elaboren sus perfiles y envíelos dirigidos al Coronel Rojas”, [3]   dijo el representante del CODEVRAEM. "Siembren para cosechar", añadió.

La gestión no es una palabra, es una inversión y una responsabilidad

Lamentablemente, los pedidos de las comunidades asháninkas del Ene no pueden ser resueltos únicamente con buena voluntad. La elaboración de perfiles de proyectos es  un trabajo que toma tiempo y demanda recursos económicos con los que no cuentan. A esto se suma que varios de los proyectos ya han sido presentados en gestiones anteriores sin respuesta, por lo que ahora se encuentran archivados. En este sentido, la población exige que desde el Estado se cree un presupuesto para la elaboración de perfiles. Ya que no basta con decir que si lo que falta es agua, el proyecto se va a priorizar. Las autoridades comunales se preguntan por los proyectos que tantas veces han presentado. Necesitan para sus comunidades servicios básicos de agua y desagüe, educación y salud. Esto no únicamente por encontrarse en zona de emergencia, sino por ser ciudadanos.

Al igual que en la mayoría de los pueblos rurales, en nuestro país la educación es un problema. Las escuelas de la Unidad de Gestión Educativa Local Bilingüe (UGEL) Rio Tambo, dentro de la cual se encuentran las escuelas de las comunidades Asháninkas del Ene, han obtenido resultados lamentables en la Evaluación Censal de Estudiantes (ECE) [4]  . Solamente el 4,1 % ha alcanzado el nivel 2 o el resultado esperado en razonamiento verbal y el 2,2 % en matemática. Las inasistencias de los docentes, la falta de control por parte del ministerio por que se cumpla la currícula y la conducta inapropiada de algunos maestros son las principales causas identificadas por  los pobladores asháninkas de las comunidades adscritas a la CARE como explicación de los resultados mencionados.

Estos son problemas en los que no solo está inmerso el rubro educación. Quejas similares hay desde la población a la conducta y desempeño laboral de los guardaparques quienes, por ser también Asháninkas, se dan la licencia de emborracharse en las comunidades vecinas a las reservas y tener relaciones con mujeres de la zona en horarios de trabajo. Trabajo que dicho sea de paso es pagado con dinero del Estado peruano. Hay un sentido común que por trabajar en estas comunidades que, geográficamente se encuentran alejadas y con escasas vías de comunicación, pueden no cumplir bien con el trabajo que tienen asignado sin que sus faltas sean reportadas y sancionadas. Las instituciones son aun lejanas a sus pedidos. Para contrarrestar esta situación, piden que el SERNANP tenga una sede en Pichari.

La frase “Por favor señor CODEVRAEM, apóyanos, estamos aislados, parece que nosotros no tenemos papá” es el comentario de un comunero de Paveni quien afirma  que son engañados por el gobierno nacional y local con promesas de agua potable. Como no sienten preocupación alguna por parte del Gobierno, aprovechan la presencia de cualquier representante del Estado para pedir apoyo frente al abandono en el que se encuentran. El 30 de este mes se realizará el “Octubre Asháninka”, espacio en el que la Central Asháninka del Río Ene está dispuesto a compartir su trabajo y hacer llegar los reclamos de su población a Lima y sus autoridades con la esperanza de ser escuchada.

Pueden ver la información del evento en su página de Facebook.

El presente artículo es una versión ampliada de la nota que publicó la autora en la página oficial del CARE.

NOTAS:

1.  Puede leer el artículo de Ideele aquí
2.  La comunidad indígena Paveni se ubica en la frontera entre el distrito de Río Tambo, provincia de Satipo en el departamento de Junín, y el distrito de Pichari en la provincia de La Convención, en el departamento de Cusco. En Pichari opera el Consorcio Camisea, motivo por el cual el  municipio tiene un ingreso mayor por el canon que produce la extracción de gas y que se invierte en obras públicas. Esta inversión no es gratuita ya que  es una zona de alta producción de hoja de coca y zona de tránsito del narcotráfico.  
3.  El Coronel (EP) en retiro Luis Rojas es desde julio del 2012 Secretario Técnico del CODEVRAEM.
4.  Fuente: Portal del Ministerio de Educación http://umc.minedu.gob.pe/?p=1357. Estos resultados incluyen a todas las comunidades, y centros poblados del Distrito de Río Tambo, no solo a comunidades nativas. Es importante notar que en toda la provincia de Satipo los alumnos no rinden la prueba en lengua originaria a pesar de tener escuelas de Educación Intercultural Bilingüe.
 

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Escriba los caracteres que se muestran en la imagen.
Comentario Destacado
Estimado Alfred, una vez mas, gracias por su excelente análisis con relación a la última Consulta Electoral. Siendo así, sin desmerecer la importancia de los resultados a favor de los Ratificados en el Cargo; los Revocados, recibieron lo justo. La voz del pueblo, es la voz de Dios (Art. 45° de la Constitución) . Leer más >>
El Video de la semana
Haykapikaman Suyasun Programa Radial (Huanta)
Enlaces