Noticias SER
Logo SER

¿Si tan solo son malos entendidos?

Enviado el 29/02/2012

José Luis López Follegatti.

El agravamiento acelerado del conflicto de Conga pareciera ser una secuencia fatal de malos entendidos.

Crónicas y relatos  invitan a suponer que es así.

“… percibió que fue ninguneado por el gobierno. El 14 de octubre, luego de reunirse con Humala, fue al Ministerio de Energía y Minas y dice haber soportado una larga espera para hablar con Herrera Descalzi “mientras los de Yanacocha entraban y salían como en su casa”.

“El día que los ministros llegaron para ver las lagunas de Celendín fue avisado en la misma mañana –el ministro Caillaux lo buscó al arribar a Cajamarca– y se sintió tratado como un extraño en su propia región”.

“Lo irritó después el desfile de trabajadores de la minera profiriendo frases en su contra y el regreso a Lima del ministro de Energía y Minas en un avión de Yanacocha.”Conga Anatomía de un conflicto R.Uceda La República.

“Me dio indignación y pena ver a su vicepresidente Carlos Santa Cruz dar una conferencia de prensa junto a Salomón Lerner desde Palacio de Gobierno para informar que suspendían Conga.” La República Carlos León Moya Entrevista.

¿Fueron éstas imágenes de gestos, actitudes y reacciones lo que alimentaron la radicalización de la postura inicial del Presidente Regional de Cajamarca?

Pero no fue el único  que se dejó llevar por la apariencia de acontecimientos inesperados que generaron interpretaciones y luego decisiones:

“Cuando Humala regresó de la reunión de APEC en Hawái, se encontró con una inminente crisis y un gabinete con fisuras. Un testigo lo escuchó lamentarse: “Uno de mis ministros se sube al avión de Yanacocha y otro tiene como lugartenientes a dos antimineros”.”Conga Anatomía de un conflicto R.Uceda La República.

A veces los malos entendidos tienden a aclararse con el tiempo si es que no se desata antes una confrontación irresoluble. 

Lerner no es recordado como el que se sometió a Yanacocha sino como el que quiso de verdad generar el diálogo. Herrera Descalzi no es el ex ministro que negoció con la empresa, su imagen de independencia y de defensor de los intereses nacionales en el tema Camisea, es lo que perdura. Como él mismo lo explicó: “¿Uds creen que si yo hubiera querido hacer negociados con la Yanacocha, subiría a su avión? Por favor”.

Pero las apariencias definen percepciones en una sociedad desconfiada.

El propio ex Ministro del Ambiente y sus viceministros, posiblemente sólo deseaban una mejor fiscalización y revisión  de los impactos ambientales del proyecto Conga,  y fueron enfáticos porque querían emparejar el debate frente a los que solo veían crecimiento económico. El propio informe sobre Conga no lo declara inviable sino que formula recomendaciones de lo que debería considerarse, pero todo se enturbió cuando el informe no apareció y sus promotores renunciaron.

Tiempo después: ¿Acaso el peritaje y la suspensión temporal del proyecto Conga no les daba la razón en cierta forma? Parece que solo fueron imágenes inadecuadas en momentos inadecuados con interpretación apresuradas. ¿O no?

En una entrevista Santos da cuenta de la importancia de los gestos y actitudes:

“Recién me percaté de mi sonrisa en la firma del acta cuando vi la escena por televisión. El locutor decía que le falté el respeto a Valdés porque lo veía como a un payaso. En esos días me preparé mentalmente para tratar con un militar. Primero, tú no les puedes sonreír porque su escenario es el de un cuartel. Es la vida que han llevado.… Fue muy rápida esa escena. Valdés volteó a verme. Yo lo miré y le sonreí. Ahí se indignó más.” La República Carlos León Moya Entrevista

Tal vez sea  ingenuo sostener la idea de que la agudización del conflicto Conga sea tan solo una secuencia azarosa de malos entendidos entre autoridades nacionales y regionales, pero me resisto a  creer que la razón de su agravamiento, sea expresión de la mala intención de  unos contra otros.

Aunque ellas aparezcan en la forma de  frases envenenadas: Como aquella opinión presidencial  que en Cajamarca no se puede actuar como si se fuera Pol Pot (el dictador genocida de Camboya) y la refutación del aludido de que no se olvide de Madre Mia (la acusación de violación de derechos humanos que pesa sobre el Presidente). Si las mismas persistieran la polarización inundaría el escenario.

Ahora bien, enmarcar lo que ocurre  como  la confrontación de modelos de desarrollo diferentes, esuna mirada racionalválida que explica diferencias, pero resulta insuficiente para entender lo que motiva la actuación en este teatro de actores donde  dicen, amenazan, interpretan y suponen de todo.

De igual manera mirarlo como una disputa de intereses económicos y sociales: Sea empresarial, de las comunidades, las ciudades, de los partidos o de lasdiferentes autoridades, es importante pero no alcanza a explicar el detalle de los acontecimientos ocurridos y además cada interés se fragmenta.

Finalmente, apreciarlo como una relación de poder entre líderes que se disputan el reconocimiento que cada uno  considera le corresponde esun factor clave para explicar lo que ocurre.

Santos lo hace notar claramente:

“Newmont envió el 27 de julio una carta a Humala diciendo que en muestra de confianza al Perú traían la primera gran inversión: Conga. El 28 esa carta estaba en mi despacho. Quieren quebrar la alianza de Humala con los gobiernos regionales, pensé, porque ese tema obligatoriamente nos enfrentaría. Pero creía que Humala sería más táctico. Conversar, ir a Cajamarca, decirnos “este tema es complicado y ahora estoy gobernando”, y yo “muy bien”. Pero no. Me sorprendió que todo fuera silencio, silencio, silencio. Y al final vimos lo que pasó.” La República, Carlos León Moya entrevista.

Lo paradójico del caso es que  el Gobierno de Humala  recibió este anuncio como un buen gesto: Una gran corporación declarando que va invertir en el Perú, un día antes del mensaje presidencial,en medio de una  total desconfianza y sin saber que orientación iba a tener el Gobierno entrante.

Por  su parte Yanacocha aclara que esa misma carta le entregó a Santos y en esa fecha la relación con el Presidente Regional era cordial y nada indicaba un conflicto posterior.

Cada quien con su interpretación y con los reconocimientos que esperaban recibir.

A estas alturas queda claro que todos estos factores influyen en el diseño, movimiento y vibración de las tendencias y personas en curso. Pronosticarlos es un despropósito y a veces un factor  más de crisis.

Los malos entendidos que pueden deteriorar relaciones, los actos malintencionados que las endurecen, los modelos e ideologías que ofrecen certeza y luego exclusión, el duelo de intereses  que se extrema y las disputas de poderes de cada quién. Todas ellas están  ahí, actuando de una manera errática, caótica, simultánea, dual y ambigua.

Estamos entonces frente a una compleja trama de relaciones de difícil entendimiento,¿qué factor fue el rector?, no lo sabemos y por lo tanto somos ignorantes de su desenlace o temerarios si damos respuestas. “Conga Va”, “Conga no Va”, “Conga casi va?”,“Conga va así?” ¡Ingresamos al reino de la incertidumbre!

Emociones como el miedo, la profunda desconfianza, la impaciencia, el sentimiento de postergación y la soberbia, afloran en este caos y le otorgan su carga negativa.

Como lo indica un periodista:

“A los que estamos atentos al desarrollo de los acontecimientos nos preocupa que la impaciencia pueda ganar a los actores principales del drama, pues es ella la semilla del autoritarismo. Si a eso se sigue agregando impulsividades, hartazgos y cucharaditas de orgullo de uno y otro lado, como ya se ha visto, los cajamarquinos y los peruanos en general podemos ser los afectados. Que prime la sensatez.”

No se puede anticipar la evolución de los contextos pero  los actores pueden producir con sus actos y actitudes, -en cierto momento- la suma positiva que alumbra un desenlace inesperado:

Evitar juicios demoledores, no sentirse dueños de la verdad, suavizar nuestro enojo, enfrentar nuestrosmiedos: No sabemos qué pasará pero puede evitarse la exclusión y elegir dialogar: Para escuchar y aclarar malos entendidos, limpiar  malas intenciones, suavizar ideologías, esclarecer y ceder algo en la negociación de nuestros intereses. Hacer sentir nuestro poder con la grandeza de decisiones bien tomadas en medio de la incertidumbre.

Entonces una sensación de haber perdido algo, pero que podrá ser  recuperadocon creces mañana, se habrá apoderado en los que se atrevieron.

 

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Escriba los caracteres que se muestran en la imagen.
Comentario Destacado
El acondicionamiento de una sala de operaciones en el Hospital Hipólito Unanue estaba contemplado en el Plan de Emergencia 2015 - 2017. El 2015 se tuvo el presupuesto pero se perdió porque autoridades de hospital presentaron como inversión y no como un acondicionamiento, que es un procedimiento administrativo más corto que una nueva inversión. Pero si se desea tener sostenibilifadad, el SIS debería financiar ello pero también entró en crisis. Además la ministra GARCIA no tuvo la ... Leer más >>
El Video de la semana
Haykapikaman Suyasun Programa Radial (Huanta)
Enlaces
texto