Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Bono rural ha llegado a la mitad de los hogares beneficiados en Ayacucho

Yuly Yaranga

Al cumplirse cien días de la cuarentena establecida por el gobierno nacional con la finalidad de contener la propagación del Covid-19, aún no terminan de llegar los diversos subsidios económicos a las familias pobres y vulnerables para que puedan sobrellevar el aislamiento social. Así, según el reporte del gobierno, en la región Ayacucho, de los 36 mil 317 hogares beneficiados por el Bono Rural, sólo el 48.67% ha logrado cobrar el llamado “Bono Rural”.

Cangallo es la provincia que registra el menor cobro del Bono Rural con 19.08% de hogares beneficiados, seguida de la provincia de Víctor Fajardo (38.35%), Lucanas (39.35%), Parinacochas (48.85%), Huamanga (48.12%), La Mar (49.24%). En cinco provincias el cobro del Bono Rural supera el 60%, Paucar del Sara Sara (60.06%), Huanta (62.39%), Sucre (62.73%), Vilcashuamán (63.16%) y Huancasancos con 84%.

Al respecto, Lorena Hermoza Sotomayor, Gerenta de Desarrollo Social del Gobierno Regional de Ayacucho (GRA), manifestó que una de las principales dificultades para acceder al Bono Rural es que las familias no han podido trasladarse desde sus comunidades hasta las zonas donde hay agencias bancarias. Asimismo dijo que como muchas familias no acceden a internet, no saben que son beneficiarios.

Desde el Gobierno Regional de Ayacucho se está coordinando con los operadores del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (MIDIS) y de los programas sociales para que se trasladen a las provincias, manteniendo los cuidados sanitarios, y puedan informar a la población respecto a los bonos y los plazos para su cobro. “Se va a tener un tiempo para cobrar, será de 30 días adicionales al último día de la emergencia, eso estamos coordinando”, manifestó Hermoza Sotomayor.

Por su parte, Eulogio Méndez, regidor de la Municipalidad Provincial de Huamanga precisó que los ciudadanos que viven en zonas rurales no tienen acceso a medios de comunicación, internet y no están enterados si son beneficiarios o no de alguno de los bonos.  “Hemos tratado de apoyar a los que han podido comunicarse con nosotros entrando a la plataforma virtual, por ello se pide al gobierno central que vea la mejor manera para que la población sea informada”, expresó.

Asimismo, Méndez, demandó al gobierno central actualizar la data e información con la que se elaboró la lista de beneficiarios, porque no se ha llegado a las familias que más necesitan. “El error del gobierno central es que ellos están trabajando con los padrones  del año 2011,  2015, donde un padre de familia tenía un hijo de 14 años, pero pasados más de 5 años ese hijo ya tiene su propia familia y no es beneficiado,  por eso la  data se tiene que actualizar lo más pronto posible”, dijo.