Skip to main content
Una publicación de la asociación SER
Cibercorresponsal de Sucre

Comunidad de Querobamba rechaza mesa de diálogo para resolver conflicto de límites con Pomaccollccabamba

Las comunidades de Querobamba y Pomaccollccabamba (Sucre), que mantienen un conflicto de límites comunales, participaron de una reunión convocada por la Oficina de Prevención y Gestión de Conflictos (OPGC) del Gobierno Regional de Ayacucho (GRA). En ella no se logró concretar la mesa de diálogo propuesta por las autoridades regionales debido a que la directiva de Querobamba precisó que esperará la decisión judicial sobre esta controversia.

En la reunión que se desarrolló en Querobamba la última semana de abril, también estuvieron presentes los representantes del área de Catastro Rural de la Dirección Regional de Agricultura, con la finalidad de desarrollar un acompañamiento y asesoría técnica para encaminar posibles soluciones al conflicto que mantiene estas dos comunidades.

Rodrigo Cervantes, jefe de la OPGC, llamó a la reflexión a los pobladores de ambas comunidades, mencionando los costos de la judicialización: “les va a quitar tiempo y dinero, la solución está en que ustedes se pongan a dialogar y puedan hacer un replanteo, pero solo en el lugar donde está el conflicto”. Cervantes exhortó al diálogo a las comunidades y entrar en acuerdo para hacer una nueva delimitación de los límites de sus terrenos comunales.

Durante la reunión, el Presidente del Frente de Defensa de Sucre, Emilio Orosco, cuestionó la presencia de las autoridades de la OPGC porque su intervención no es efectiva. “Cuando vienen acá lo único que hacen es, como siempre, intervienen y no se soluciona nada, porque otros problemas limítrofes como el caso de Soras y Larcay aún no se han solucionado, y que este nuevo conflicto a pesar de la presencia de las autoridades tampoco se solucionaría”, sentenció.

David Pillihuaman, Presidente de la comunidad de Querobamba no quiso firmar el acta para la instalación de una mesa de diálogo y mencionó que el conflicto esta judicializado y “que se espere lo que diga la justicia”. Si bien Pillihuamán permaneció hasta el final pero no firmó el acta, por lo que no se logró acuerdo alguno.

Trascendió que el pasado domingo los pobladores de la comunidad de Querobamba, tuvieron una reunión, donde el acuerdo fue continuar instalados en el terreno de la zona de Pallccaloma, que está en controversia su titularidad con la comunidad Pomaccollccabamba.