Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Muertes por covid-19 agotan nichos comunes del Cementerio General de Ayacucho

Foto: Diario Correo

Yuly Yaranga

Las muertes por covid-19 en Ayacucho se incrementaron considerablemente en el último mes, reportándose hasta el momento 326 personas fallecidas por esta enfermedad, siendo la provincia de Huamanga la que concentra más del 80% de los casos. Este hecho ha llevado al colapso del cementerio general de la ciudad de Ayacucho, donde ya no hay nichos desde la semana pasada, sin embargo la Beneficencia Pública ha informado que tienen más de 100 nichos especiales a disposición, pero a un costo más elevado.

El gerente de la Sociedad de Beneficencia Pública Ayacucho, Marcial Capelleti, precisó que en Ayacucho, en los últimos tres meses además de los más de 300 fallecidos por el covid-19, se produjeron 200 muertes por otras causas, situación que ha cambiado las “expectativas de cualquier cementerio”. Esta cantidad de muertes -indicó Capelleti- ha generado que los nichos comunes, donde se ha ido sepultando a los muertos por covid-19 y que son financiados por el Sistema Integral de Salud, se hayan agotado la semana pasada.

Capelleti precisó que ahora se tiene más de 100 nichos especiales a disposición para cualquier eventualidad, pero que su costo varía entre 400 y 800 soles. También anunció que a fin del mes se estará concluyendo una nueva cripta con 1014 nichos nuevos.

Según los registros de entierro de la Beneficencia Pública de Ayacucho, entre la última semana de julio y la primera de agosto, el número de fallecidos se incrementó porque por día se registraba entre 14 a 18 inhumaciones. Mientras tanto, en las últimas semanas de agosto y primera de setiembre, las cifras de inhumaciones se habrán reducido entre 7 y 9 fallecidos.

Fallecen 10 adultos mayores en asilo de ancianos

De otro lado las religiosas del Asilo de Ancianos de la ciudad de Ayacucho, confirmaron la muerte de 10 adultos mayores. Las personas fallecidas tenían entre 80 a 86 años de edad. Según los informes médicos, los adultos mayores no resistieron al mortal virus por su avanzada edad y la prevalencia de algunas enfermedades.