Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Protestan contra el Comité de Licitación del Fondo Social Michiquillay

Foto: Cajamarca Opina

El lunes 23 del presente, un promedio de 20 pobladores y comuneros empresarios del distrito de La Encañada protestaron delante del local del Fondo Social de Michiquillay en la ciudad de Cajamarca en contra de la adjudicación de proyectos a través de los recursos del Fondo.

Entre las personas estuvo Julio Díaz Rodríguez, del sector Alto Quinuamayo, quien se encadenó en la puerta del local del Fondo Social portando carteles con las frases “Alto a los proyectos con nombre y apellido”, “Cambio de comité de licitación” y “Alto a la corrupción”. Díaz indicó que el pedido es que se cambie el Comité porque habría favoritismo para la adjudicación de proyectos, en beneficio de ciertas empresas, dejando de lado a las empresas de los comuneros. Esta aseveración la sustentó señalando que los requisitos establecidos por el Comité no pueden cumplirse, porque incluso en Cajamarca no se encuentran a profesionales con los perfiles solicitados para contratar. Asimismo, exigieron la presencia de altos funcionarios de Southern Perú para garantizar que su demanda será tomada en consideración:

“¿Cuánto nos vale como empresarios comuneros? No tenemos el dinero para contratar a esos profesionales. Por eso queremos que se cambie el Comité de Licitación, pero queremos conversar con el presidente del Fondo Social y el gerente de Southern Perú, para que nos den soluciones. El comunero no ve el dinero del Fondo Social, los que lo están llevando son los grandes. Nos estamos dando cuenta que estos proyectos están vendidos”, declaró.

Igualmente, aseguró que estos reclamos son respaldados por varios sectores de las comunidades campesinas de Michiquillay y La Encañada y que continuarán mostrando su rechazo en los siguientes días hasta que los tomen en cuenta o puedan ser atendidos por el presidente del Consejo Directivo del Fondo Social y funcionario de Southern Perú, César Delgado Aparicio: “Queremos que se haga una auditoría al Fondo Social”, añadió.

En tanto, el gerente general encargado del Fondo Social Michiquillay, Paul Rodríguez Cortéz, informó que se buscará ingresar a una etapa de diálogo para recoger y analizar las propuestas de los comuneros: “Vamos a tratar de darle solución pronta para que trabajemos como lo hemos estado haciendo, con la comunidad, sectores y la empresa. Tendremos una reunión para poder acoger las quejas. Quieren que se estandarice algunas bases de los procesos de licitación y ver el cambio del comité. Veremos si hay un sustento técnico como tal y se tomarán las acciones. Queremos darle una pronta solución”, dijo.