Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Protestan en contra de ampliación de centro penitenciario en Cajamarca

Durante esta semana, familias del sector Huacariz continuaron con su protesta en contra de las obras de ampliación del penal de máxima seguridad “Huacariz”, establecido en la ciudad de Cajamarca.

Esta es la segunda vez que deciden protestar luego de que se conociera el inicio de los trabajos en el área del penal; incluso por el rechazo que se empezó a generar, la municipalidad provincial de Cajamarca supervisó la obra y decidió paralizarla a mediados de julio, debido a que el Instituto Nacional Penitenciario (INPE) no contaba con la licencia de construcción correspondiente. Asimismo, el propio alcalde provincial, Manuel Becerra, también expresó su disconformidad con la ampliación por el traslado permanente de reos de alta peligrosidad.

No obstante, las obras han continuado ejecutándose respaldadas por la emisión de un decreto que faculta la aprobación automática de la licencia de construcción, tal como lo informó el director del penal, Pedro Lazo, lo que ha motivado que las familias ubicadas en las inmediaciones exijan nuevamente la paralización de los trabajos y la reubicación del penal en otro lugar alejado de la ciudad de Cajamarca. De este modo, el martes y miércoles, un grupo se concentró en la plaza de Armas para buscar mayor respaldo de la ciudadanía, mientras que otro grupo de familias realizó un plantón en las afueras del penal, exactamente en el lugar en el que se vienen ejecutando los trabajos.

El fundamento es que con la presencia del penal en la ciudad se favorece el incremento de la inseguridad ciudadana por actos delincuenciales y según los reportes, se han producido acciones de sicariato, secuestro, robos y asaltos con mayor frecuencia, además de fugas de internos, tal como lo refirió Eduardo Zamora, uno de los pobladores de la zona: “Estamos pidiendo la paralización inmediata de la obra para la ampliación del penal. Ya estamos viendo la delincuencia en nuestro pueblo porque los presos de alta peligrosidad vienen con sus redes. Estamos en total desacuerdo levantando nuestra voz de protesta para rechazar la ampliación del penal porque las consecuencias van a ser lamentables”, dijo.

Igualmente, criticaron al gobierno nacional por permitir la ejecución de la obra sin tomar en cuenta la posición de la población: “Nunca nos consultaron. No queremos una ciudad con un megapenal. Acá nos va a invadir la delincuencia y eso no queremos. Es nuestro derecho vivir tranquilamente”, refirió Litamar Cusquisibán, otra de las moradoras.

La protesta ha sido respaldada por algunos candidatos a la alcaldía de Cajamarca, como Miguel Rojas (Perú Nación) y César Plasencia (MAS). Igualmente, se ha informado que las familias sostendrán una reunión con el alcalde Becerra para definir otro tipo de acciones.