Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Flavio Cruz: “En el Cetpro Puno el gran problema es la falta de conectividad de docentes y alumnos"

Foto:Cetpro Puno

Miluska Pizarro

La pandemia del coronavirus ha forzado a los Centros de Educación Técnico Productiva (Cetpro) a buscar adecuarse al sistema de educación virtual, y el acceso a Internet es ahora el principal problema que afrontan sus estudiantes. De acuerdo con el Censo Educativo 2018, en el Perú hay mil 800 centros de Educación Técnico-Productiva, 808 son de gestión pública y hay 145 mil 854 estudiantes. Para conocer sobre cómo se está realizando la enseñanza en medio de la emergencia sanitaria, Noticias SER entrevistó a Flavio Cruz Mamani, coordinador académico del Cetpro Puno.

¿Cómo se ha adecuado la enseñanza en este tiempo de aislamiento social por Covid-19?

Esta situación ha tomado por sorpresa a todos los sectores, incluido el de educación que tuvo que adaptarse rápidamente al uso de tecnologías para brindar una educación virtual, en el caso de los Cetpros también ha sido así; sin embargo, con el Decreto Legislativo N°1375-2018 ya se tenía previstas tres modalidades de servicios que son presencial, semi presencial y a distancia, lo que faltaba era la aprobación de los lineamientos para establecer cómo deben ser los programas a distancia; y aunque se ha presentado un borrador hace dos años a la fecha no hay nada.

¿Cómo es el trabajo que vienen desarrollando los docentes en el Cetpro Puno?

Las clases se han iniciado el 6 de abril en todas las especializaciones pero solo con la primera etapa que es información complementaria donde se abordan temas como ciudadanía, democracia, el covid-19, emprendimiento, seguridad e higiene laboral, riesgo laboral, creación de empresa, valores personales, entre otros; la otra etapa que es netamente práctica la estamos aplazando para el último trimestre del año pero esto dependerá de las disposiciones del Gobierno Central.

Como primer punto estamos planificando implementar nuestra propia plataforma virtual para impartir clases, pero por lo pronto los docentes están haciendo uso de las herramientas tecnológicas gratuitas que hay en Internet como el Meet o Zoom, también el WhatsApp. Nuestros alumnos están respondiendo, envían evidencias de lo que están trabajando desde sus hogares, a pesar de las circunstancias no pierden ese ímpetu de seguir aprendiendo.

¿Cuál o cuáles han sido las dificultades que se han presentado en el proceso de enseñanza bajo esta modalidad virtual?

En el Cetpro Puno el gran problema es la falta de conectividad de docentes y alumnos. Los Cetpros atienden a una población, mayoritariamente joven, muchos de ellos en situación de vulnerabilidad y de bajos recursos económicos. Nuestros docentes también hacen uso del WhatsApp o correo electrónico, por donde envían videos tutoriales que realizan en los mismos talleres del Cetpro, pero lamentablemente no todos los estudiantes tienen acceso al Internet y muchas veces tienen que recargarse 3 o 5 soles para poder acceder a ese material.

¿Cuántos alumnos se tienen matriculados en las diferentes especialidades del Cetpro Puno?

Son más de 800 estudiantes matriculados, tenemos grupos de hasta 50 en una especialidad y estamos viendo cómo manejarlo. Muchos de ellos se encuentran en zonas urbanas marginales, en su mayoría son de Puno, pero también hay alumnos de Vilque, Paucarcolla, Huata Coata, Acora, Tiquillaca, y con la plataforma virtual también tenemos de provincias como Huancané, Ilave y Sandia. Nuestra mayor población se encuentra entre los 20 y 29 años de edad, también se tiene adultos mayores, algunos estudian por exigencia del centro laboral, otros para tener una opción ocupacional.

¿Cómo ve la intervención de los entes competentes para con los Cetpros?

Los Cetpros estamos en abandono, poco se ha hecho por estos centros. Históricamente desatendidos, sobre todo sin recursos tecnológicos ni capacitación al docente. Se debe mejorar la legislación para la práctica de los estudiantes, necesitamos que se aprueben los lineamientos generales y que haya una reforma.

A la fecha no hemos tenido presencia de la Dirección Regional de Educación, no conocemos a los especialistas. A partir de la experiencia estamos planificando e implementando nuestras propias estrategias. Podríamos decir que, estamos diseñando una gestión de Cetpros

¿Cómo ven la coyuntura actual respecto a las nuevas exigencias del mercado?

Vemos que muchas cosas cambiarán, por eso debemos alinearnos a las nuevas formas y normativas, para responder a las necesidades de los sectores productivos y así mejorar la tasa de inserción laboral.