Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Recomiendan reubicación de familias en San Ignacio por riesgo de deslizamientos

Aproximadamente 125 familias del caserío Cunia, distrito de Chirinos, en la provincia fronteriza de San Ignacio, serían reubicadas por estar expuestas a una serie de peligros geológicos.

Esta situación ya fue advertida en abril pasado por el Instituto Geológico Minero y Metalúrgico – INGEMMET a través del Informe Técnico N° A6885, en el que se concluye que el caserío Cunia está amenazado frecuentemente por movimientos en masa como deslizamientos, huaicos y erosión de ladera, lo que lo convierte en una zona crítica y de peligro inminente ante lluvias y sismos. Asimismo, otra de las conclusiones es la reubicación temporal de las viviendas de familias ubicadas en bajo la zona de deslizamientos mientras se realicen trabajos de mitigación, aunque, se indica también que “de continuar los movimientos en la parte alta del caserío, se debe reubicar definitivamente las viviendas expuestas al peligro”.

En las últimas semanas, la preocupación por las familias ubicadas en Cunia se ha hecho más evidente. Hace unos días se desarrolló una reunión de trabajo entre autoridades locales, regionales, funcionarios de Ingemmet y la población para definir acciones ante el peligro. Según información proporcionada por la Municipalidad Distrital de Chirinos, las familias manifestaron estar de acuerdo con la propuesta de reubicación y se gestionará la declaratoria de emergencia.

El director de la Oficina de Defensa Nacional del Gobierno Regional Cajamarca, Jorge Torres Monteza, señaló que inicialmente la población había mostrado resistencia a la reubicación, pero finalmente han aceptado al hacerse más evidentes los peligros. Del mismo modo, informó que se tienen que realizar algunas obras adicionales que garanticen la estabilidad de la población: “Hay que hacer un nuevo sistema de riego en la parte alta, en el caserío Juan Velasco; el encementado en algunos canales de irrigación y entubados en algunas acequias. Es decir, hay una serie de acciones para lo cual se ha dispuesto que los sectores hagan su informe de Evaluación de Daños y Análisis de Necesidades – EDAN. Tienen que hacer un informe técnico para que vean que acciones en concreto se deben definir. En ese sentido, tenemos una nueva reunión el 23 de julio para ver el avance”, declaró a la prensa cajamarquina.

Situación en Cajabamba

El funcionario regional también se refirió al proceso de reubicación de las familias que resultaron afectadas por el sismo en Cajabamba. Confirmó que en total son 215 las familias que serán reubicadas y que a la actualidad se encuentran trabajando en la segunda fase del proceso que consiste en el armado de módulos de vivienda para luego, ingresar a la tercera fase que sería la reubicación definitiva: “Inicialmente fueron 160 familias, ahora en total son 215. Ha incrementado el número porque (las familias de) toda el área, del perímetro tienen que salir”, indicó.