Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Municipalidades de Puno y Carabaya lideran ranking de instituciones que reciben más quejas

Foto: Onda Azul

Miluska Pizarro

Según el ranking de las instituciones que recibieron mayor número de quejas, presentado por la oficina de la Defensoría del Pueblo en Puno y el Módulo Defensorial de Juliaca, figuran las municipalidades de Puno y Carabaya como las más quejadas, debido a la vulneración de derechos laborales y acceso a la información, durante el período comprendido entre el 16 de marzo y el 31 de agosto.

En comunicación con Noticias SER, Jacinto Ticona Huamán, jefe de área de la Oficina Defensorial de Puno, detalló que los gobiernos locales fueron los que presentaron mayor número de quejas,  son 172 casos, que representan el 23%. Según el informe, los motivos son; la falta de pago de las remuneraciones y acceso a la información pública.

“En ese sentido la Defensoría del Pueblo tuvo que canalizar y gestionar para lograr la atención adecuada de estos derechos de la ciudadanía… Fundamentalmente está el pago de las remuneraciones y otras obligaciones labores. El otro tema resaltante, es el acceso a la información pública, es decir, no se ha cumplido con el plazo de 10 días que señala la ley”, refirió.

De acuerdo al informe, las municipalidades ocupan el primer lugar con 172 casos (23 %); seguido por las empresas prestadoras de electricidad con 82 (11 %); la Dirección Regional de Educación con 63 (9 %); el Gobierno Regional con 53 (7 %); los centros médicos con 40 (5 %). Asimismo, se recibieron 36 quejas (5 %) contra el Instituto Nacional Penitenciario (INPE), y 35 (5 %) contra las empresas privadas prestadoras de servicios de saneamiento.

Respecto al sector de educación, refiere que los estudiantes de los diferentes niveles educativos no pudieron acceder al programa “Aprendo en Casa”, por limitaciones de conectividad y de acceso a equipos tecnológicos adecuados.

En cuanto a salud, los hospitales Manuel Núñez Butrón, Carlos Monge Medrano y EsSalud Puno son los que registran la mayor cantidad de quejas debido al déficit de profesionales de salud para enfrentar la Covid-19.

Dato:

Este año se registraron 559 quejas más con respecto al año anterior y 362 petitorios de intervención más que el año 2019, así como 920 consultas menos que el año pasado.