Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Debate electoral en Apurímac: más promesas que propuestas

Este 13 de setiembre se realizó en Abancay el primer debate electoral de candidatos al gobierno regional de Apurímac. Organizado por el Jurado Nacional de Elecciones, el evento tuvo como objetivo que los candidatos expongan sus principales posturas y propuestas en tres ejes temáticos: I) su aptitud para encabezar el puesto, II) la descentralización y desarrollo regional, III) el incremento de la inversión privada. Adicionalmente se dio un espacio para que los candidatos puedan un mensaje de cierre.

Participaron German Altamirano (Avanza País), Lenin Checcho (Frente Amplio), Michael Martínez (Kallpa), Lino Quintanilla (Unión por el Perú), Alexei Reynaga (Juntos por el Perú), Adriel Borda (Vamos Perú), Edgar Villaueva (Alianza por el Progreso), Irma Palomino (Fuerza Popular), Jaime Zegarra (Acción Popular), Baltazar Lantarón (Llankasun Kuska) y Dalmiro Alarcón (Democracia Directa).

Durante más de 2 horas y media, las intervenciones se centraron en recalcar la experiencia y capacidad de los candidatos para ocupar el cargo, y su rechazo y lucha frontal contra la corrupción en el gobierno regional. Jaime Zegarra y Alexei Reynaga apelaron a su experiencia en gestión pública para mostrarse como las mejores opciones, mientras German Altamirano se dirigió a público en quechua y resaltó su larga experiencia como líder campesino. Además los candidatos hicieron ofertas de mejora a la región en temas de salud, educación, agricultura, ganadería y transporte; sin embargo, dieron pocos detalles sobre qué acciones específicas se tomarían para lograrlo y qué proyectos pondrían en marcha

Fue en el eje II y III donde se generó mayor contraste de opiniones. En el eje II los candidatos coincidieron en que la región debía descentralizar la toma de decisiones, y que provincias como Andahuaylas o Chincheros debían tener su propio presupuesto. Aquí, Michael Martínez, Lino Quintanilla, Edgar Villanueva y Jaime Zegarra coincidieron en la necesidad de desconcentrar las unidades ejecutoras, el presupuesto y superar el centralismo de Abancay. Por su lado, Alexei Reynaga, criticó tales propuestas y apuntó a mejorar el diálogo con el gobierno central para una adecuada distribución del presupuesto nacional.

En cuanto al desarrollo regional, los candidatos señalaron que este se lograría con proyectos agropecuarios y la mejora de la inversión. En ese sentido, Adriel Borda apuntó que se deben realizar proyectos productivos, obras de infraestructura y riego tecnificado; Lenin Checcho señaló que se debía trabajar en el fortalecimiento agropecuario y la creación de un consejo de Comunidades Campesinas; y Alexei Reynaga recalcó la necesidad de una planificación territorial que sirva como instrumento para el desarrollo local.

En el eje III los candidatos se mostraron abiertos a la llegada de inversión privada. Enfatizaron la importancia de los actuales proyectos mineros, sobre todo Las Bambas, aunque coincidieron en que debía haber un aumento de canon para la región. Además mencionaron los proyectos que promoverían en caso de ser elegidos. Así, Michael Martínez propuso potenciar el cultivo de palto, Lino Quintanilla fortalecer la asistencia técnica a los agricultores y crear cooperativas agrarias. Por su parte, Adriel Borda propuso crear alianzas estratégicas con distintos actores (jóvenes, empresarios, comunidades, etc.) para promover la inversión; Irma Palomino realizar alianzas público-privadas y promover la exportación quinua y palto; German Altamirano fomentar cadenas de valor de productos regionales; y Dalmiro Alarcón propuso fomentar la generación de energía alternativa como la eólica y solar.

El espacio para que los candidatos formulen preguntas a sus contrincantes fue aprovechado para cuestionar el pasado político de los otros aspirantes al gobierno regional, criticar su experiencia en gestión pública y conocimiento técnico, o lanzar puyas directas. Michael Martínez fue cuestionado por tener en las filas de su movimiento a varios alcaldes y ex funcionarios procesados por corrupción. A Baltazar Lantaro se le criticó su presencia en el gobierno regional durante las últimas tres gestiones; a Edgar Villanueva por su oposición a la creación de universidades en Apurímac y su pobre desempeño cuando fue congresista; a Lenin Checcho por pertenecer a un partido (Frente Amplio) que había “llevado a Cajamarca a la pobreza y al desorden”; a German Altamirano por pertenecer a un partido cuyo líder tiene vínculos con el fujimorismo (Avanza País), y a Irma Palomino por temas técnicos y administrativos que no supo responder durante el debate.

El próximo, y último, debate regional se realizará el 20 de setiembre, esta vez en la provincia de Andahuaylas.