Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Afectados por la contaminación de la cuenca Llallimayo iniciarán huelga indefinida

Los pobladores de los distritos de Llalli, Cupi, Umachiri y Ayaviri, provincia de Melgar, acordaron iniciar una huelga indefinida a partir del lunes 22 de julio exigiendo la remediación de la cuenca Llallimayo, contaminada la mina Arasi, propiedad de la empresa Aruntani. Este acuerdo se dio tras la reunión realizada en el auditorio del municipio de Umachiri este martes 9 de julio, a la que no acudieron los representantes del Poder Ejecutivo, a pesar de estar invitados.

El exdirigente Pedro Palaco, informó a los medios locales que en la mesa de trabajo debieron estar presentes los representantes del Ministerio del Ambiente, del Ministerio de Energía y Minas y de la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM).

En el acta suscrita por los representantes de los cuatro distritos al terminar la reunión se señala que “el Ejecutivo ha quebrantado el reglamento de la mesa de trabajo, según el artículo 2 de los principios y normas de conducta del reglamento de la Mesa de Trabajo al incumplir con su asistencia técnica a esta reunión de la mesa de trabajo, desairando a las autoridades y a la población en general”. Por dicha razón se considera que el gobierno ha abandonado la mesa de trabajo.

De otro lado en el punto 3 del acuerdo se ratifica “el Plan de Acción de la Sociedad Civil y Municipalidades de la cuenca Llallimayo aprobado el 2018”, y finalmente se solicita su inmediata implementación.

Cabe recordar que en los últimos años los pobladores de la cuenca de Llallimayo en diversas oportunidades realizaron paros y huelgas indefnidas pidiendo el cierre del proyecto minero Arasi SAC. Sin embargo a la fecha no hay ninguna solución a sus reclamos.