Skip to main content
Una publicación de la asociación SER

Pobladores de la provincia de Melgar realizan movilización contra Minera Aruntani

Foto: Alberto Alejo

Miluska Pizarro

El día hoy, un grupo de 50 pobladores y autoridades de la provincia de Melgar llegaron a la ciudad de Puno para protestar en contra de la empresa Minera Aruntani SAC, la cual estaría en operaciones, pese a que el Gobierno ordenó su cierre hace varios meses.

Edwin Germán Díaz Corimaya, presidente del Comité de Lucha de la Cuenca Llallimayo, informó que la contaminación en la cuenca se habría incrementado y lamentó el incumplimiento de los acuerdos que se plantearon en una mesa de trabajo con la ministra del Ambiente, Fabiola Muñoz.

“Hasta la fecha no tenemos ninguna acción para mitigar la contaminación en la cuenca Llallimayo, nuestro animales están sufriendo las consecuencias, ya no hay producción de alimentos, y esto nos ha perjudicado durante este aislamiento social. Nosotros habíamos paralizado las luchas porque los ministros se comprometieron a darnos solución a este problema, pero ante el incumplimiento retomaremos la lucha indefinida”, enfatizó.

A su vez exhortó a la fiscalía de Medio Ambiente, para que pueda tomar las acciones correspondientes.

Por su parte el presidente del Frente de Defensa de Recursos Hídricos de la Cuenca Llallimayo, Nestor Ccasa, indicó que el Poder Ejecutivo debe respetar el derecho a la salud y a la vida de la población, y que eso no se hace permitiendo que minera Aruntani siga incumpliendo la ley y contaminando los ríos.

“Nosotros queremos agua limpia, durante 11 años nos vienen contaminando y eso vemos en nuestros ríos de color muy oscuro, ya no hay piso forrajero, no hay producción de leche, los animales están enfermos; nosotros pedimos también una planta de tratamiento de tecnología para que sean evacuados esos minerales” , declaró.

En esta protesta estuvo presente el congresista de Acción Popular, Orlando Arapa Roque, quien detalló que buscará concertar una mesa de diálogo con los ministros.

Ante ello, la alcaldesa del distrito de Umachiri, María Apaza Apaza, dijo “Nosotros estamos encerrados en nuestras hogares mientras que la mina continúa con sus operaciones y prosiguiendo con la contaminación, pedimos la intervención inmediata. Ya basta de mecidas por parte del Gobierno. ¡Queremos soluciones!”.

Hasta el momento Minera Aruntani SAC no se ha pronunciado en relación a esta nueva denuncia en su contra.